El Gobierno regional invierte cerca de 1,4 millones de euros en mejoras de caminos forestales y equipamiento de uso público del Parque Natural de la Serranía de Cuenca

El consejero de Desarrollo Sostenible, José Luis Escudero, ha puesto de manifiesto el compromiso para preservar el medio natural con la inversión de 2,5 millones en espacios naturales protegidos, de los que 350.000 irán a este gran espacio protegido

El Gobierno de Castilla-La Mancha, a través de la Consejería de Desarrollo Sostenible, avanza en su compromiso con el medio natural para preservar y mejorar la biodiversidad. De esta forma, está invirtiendo un montante de 2,5 millones de euros para mejorar las infraestructuras y equipamientos de uso público en los espacios naturales protegidos de la región, “que nos va a permitir llevar a cabo diferentes actuaciones de acondicionamiento y conservación en la amplia red de servicios para los visitantes dentro de nuestros parques naturales, montes de utilidad pública y en la red de áreas protegidas”.

Así lo ha explicado el consejero de Desarrollo Sostenible, José Luis Escudero, este miércoles en Tragacete (Cuenca) de forma previa a la reunión de la Junta Rectora del Parque Natural de la Serranía de Cuenca, que se ha celebrado en la Casa de Cultura, donde ha explicado que, de dicha inversión, hay una cantidad de 350.000 euros que irá destinada a este gran espacio protegido conquense. Concretamente, se va a invertir en la mejora del equipamiento e infraestructura de uso público y montes de utilidad pública.

“En un año donde la pandemia nos ha llevado a revalorizar la importancia de nuestro entorno más cercano y, especialmente, nuestra riqueza natural, estamos apostando por los espacios naturales para fomentar su visibilidad, su adaptación y con ello impulsar el crecimiento del turismo rural y de naturaleza, de forma sostenible y compatible con la conservación de valores que albergan”, ha manifestado Escudero, en una atención a medios en la que ha estado acompañado por el alcalde de Tragacete, Diego Yuste, y el delegado provincial de la Consejería, Rodrigo Molina. 

Así, ha destacado el gran valor medioambiental que alberga este gran Parque Natural y la necesidad de poner en valor los seis espacios de información e interpretación que tiene en distintos puntos de su territorio, “que estuvieron cerrados durante la legislatura del PP”, y que desde 2015 han recibido más de 170.000 visitantes. Además del importante papel en materia de educación ambiental del Parque ‘El Hosquillo’, enclavado en pleno corazón, que recibe cerca de 22.000 visitantes anuales. 

El consejero, que ha compartido la reunión de constitución de la Junta Rectora, ha felicitado al que continuará siendo su presidente, el alcalde de Uña, José Luis Gómez, al que ha manifestado “el apoyo y compromiso del Gobierno del Ejecutivo regional y del presidente Emiliano García-Page para contribuir a esta zona de la provincia de Cuenca en la lucha contra la despoblación” ya que, como ha recordado, será una de las que se van a beneficiar de lo que supone la pionera Ley frente a la despoblación de Castilla-La Mancha, recientemente aprobada, que aplica beneficios fiscales y tributarios a ciudadanía y a empresas que se instalen en estos territorios.

El consejero ha recordado que en el último año 2020 se aprobó por Consejo de Gobierno la ampliación del parque natural dando respuesta a dos demandas históricas de los municipios de Huélamo y Huerta del Marquesado, con la ampliación de una zona de exclusión en Huélamo y la incorporación de 700 hectáreas en dos montes de Huerta del Marquesado, que pasó así a convertirse en el duodécimo municipio incluido en el Parque.

Actualmente, el Parque Natural de la Serranía de Cuenca ocupa una superficie cercana a las 74.000 hectáreas y se incluye en los términos municipales de 12 municipios: Arcos de La Sierra, Beamud, Cuenca, Huélamo, Huerta del Marquesado, Las Majadas, Portilla, Tragacete, Uña, Valdemeca, Villalba de la Sierra y Zafrilla. Durante la reunión de la Junta Rectora han estado presentes los representantes municipales de los municipios y los delegados provinciales de las distintas consejerías del Gobierno regional.

Arreglo de caminos forestales en el Parque Natural 

Por otra parte, el consejero ha destacado la importancia del convenio que se firmó con la Diputación provincial de Cuenca para la mejora de los caminos forestales de toda la provincia, dada la importancia del sector forestal en Cuenca, destinando más de cuatro millones de euros para 28 caminos “esenciales para acceder de manera rápida y segura a las zonas en caso de incendio forestal pero que, a su vez, facilitan también las comunicaciones entre muchos de los pueblos y sus alrededores haciendo la vida más fácil y mejor a la ciudadanía”. 

Como ha indicado el consejero, “desde el Gobierno regional continuamos invirtiendo en las zonas rurales, en este caso para el mantenimiento y la gestión de zonas forestales y, en conjunto, para su conservación y mejora. Actuaciones que ya están en marcha, pues el convenio es bianual, así que esperamos que los habitantes del territorio puedan disfrutar de estas mejoras a lo largo del próximo año 2022”.

Así, en el caso de los caminos enclavados en el Parque Natural de la Serranía de Cuenca, son seis y su arreglo supone la inversión de un millón de euros. En concreto son los caminos entre Las Majadas a Tejadillos; de Tejadillos a los Lagunillos, de Tejadillos a Poyatos y también al Alto de la Vega. Asimismo, de Las Majadas al embalse de la Toba y el camino de la Halconera.

Invertir en conectividad es invertir en futuro 

Finalmente, Escudero se ha referido a la necesidad de invertir en mejorar la conectividad del medio rural, con el objetivo del Gobierno regional de dotar de igualdad de oportunidades a todas las personas de Castilla-La Mancha “y contribuyendo a lo que recoge esa Ley frente a la Despoblación pues aquí se están instalando nuevos emprendedores que, gracias al despliegue de nuevas tecnologías, pueden desarrollar su actividad profesional al mismo nivel que en las ciudades pero con mejores condiciones de vida”:

En materia de despliegue de telecomunicaciones, el consejero ha resaltado que el Gobierno de Castilla-La Mancha ha invertido en la Serranía de Cuenca casi tres millones de euros en un total de 27 antenas 4G para dar servicio, “a localidades que tienen una media de 63 habitantes, logrando que el 99,7 por ciento de la población de la comarca tenga cobertura móvil”, lo que significa unos 557 euros por habitante de inversión. 

Según ha dicho el titular de Desarrollo Sostenible, la situación actual “contrasta con lo que nos encontramos en 2015 cuando García-Page llegó a la Presidencia y ningún núcleo de la Serranía tenía cobertura 4G, que sólo la había en Cuenca capital. Hoy 118 localidades de la misma disponen de 4G, y seis más ya tienen 5G”.

Respecto al despliegue de fibra óptica, a día de hoy, son 25 localidades las que disponen de esta tecnología, abarcando al 87 por ciento de la población de la Serranía. “Pero lo más importante es que no nos detenemos ahí, pues estamos impulsando que la fibra llegue a toda la comarca. Así entre este 2021 y, a lo largo de 2022, promoveremos la fibra óptica para llegar a 80 localidades más, lo que significará que, al finalizar el próximo año, el 98 por ciento de la población de la Serranía tendrá acceso a la fibra óptica”, ha afirmado. 

Escudero ha concluido asegurando que “al facilitar el acceso de todos sus vecinos y vecinas a las telecomunicaciones, impulsamos el desarrollo socioeconómico de los núcleos de población de la comarca, independientemente del número de habitantes que tengan. Tenemos muy claro que las telecomunicaciones son un derecho de todos nuestros ciudadanos, vivan donde vivan”, ha concluido.

Botón volver arriba